Publicidad

Alternativas a los planes de pensiones

Un plan de pensiones es un producto financiero de ahorro para la jubilación. La finalidad es que el inversor pueda disponer de su dinero llegado el momento de jubilarse o lo necesite ante una contingencia determinada. Para ello, el ahorrador deberá realizar aportaciones periódicas al fondo.

Con las aportaciones periódicas que el ahorrador irá realizando al fondo, la gestora hará distintas inversiones para conseguir una rentabilidad del dinero.

Como todo producto financiero, los planes de pensiones presentan ventajas e inconvenientes. De ahí que el inversor deba estudiar el abanico de posibilidades y alternativas que existen a los mismos.

Entre sus principales desventajas se cuentan la falta de liquidez. El inversor no podrá recuperar su dinero hasta la edad de jubilación o se de algún supuesto tasado tal como su fallecimiento o enfermedad. También tendrá  la obligación de tributar cuando empiece a disponer del dinero generado por el Fondo. Fiscalidad de los planes de pensiones.

Los beneficios fiscales vinculados a los planes de pensiones los convirtieron en uno de los vehículos de ahorro más contratados. La crisis, la necesidad de liquidez de muchos españoles así como la escasa rentabilidad en la mayoría de los casos están impulsando a los inversores a explorar otras alternativas.

Alternativas a los planes de pensiones

Si contratar un plan de pensiones no te convence te proponemos las siguientes alternativas para que elijas en función de tus necesidades:

Seguros de ahorro. Son pólizas que aseguran la vida de su titular. Si se produce la muerte el beneficiario cobrará el dinero pactado en póliza. La gran ventaja de los seguros respecto a los planes de pensiones es la posibilidad de disponer del dinero antes del vencimiento.

  • Ventaja respecto a los planes de pensiones: posibilidad de disponer del dinero antes de su vencimiento.

Fondos de inversión. El objetivo de este producto es obtener una rentabilidad minimizando riesgos mediante la diversificación de las inversiones. Este producto financiero no permite deducir las aportaciones que el contribuyente realiza y su mayor rentabilidad está estrechamente vinculada al riesgo que se asume. Sólo los fondos garantizados permiten proteger el capital invertido.

  • Ventaja respecto a los planes de pensiones: mayor rentabilidad.

Depósitos bancarios. Consiste en la aportación de capital que realiza el ahorrador a su entidad bancaria durante un tiempo determinado. Vencido el plazo la entidad devuelve el dinero más los intereses pactados inicialmente. Es un producto de ahorro seguro, sin embargo, actualmente es difícil encontrar rentabilidades que superen el 2% TAE.  Los depósitos más rentables de este año.

  • Ventaja respecto a los planes de pensiones: mayor disponibilidad del dinero (es posible que haya que pagar comisión por cancelación anticipada), seguridad y posibilidad de mover el dinero hacia otro producto una vez concluido el plazo de vencimiento.

Publicidad